Abierto las 24 horas

Porque lo que se emite en televisión son anuncios interrumpidos por algo llamado “programas”

Otras críticas a la publicidad, hoy: “Les Luthiers”

Posted by xitoshi en septiembre 10, 2007

Les Luthiers son un conjunto instrumental argentino cuyo arte musical se define por las siguientes características:

  • El uso de Instrumentos Informales en sus recitales
  • Sus obras son parodias de géneros musicales
  • Un humor inteligente

Esta conjunción de factores propició su fama, tanto como grupo musical como por grupo humorístico.

Entre las parodias realizadas se encuentra esta: “La tanda”

Son Les Luthiers tan geniales que en sólo 9 minutos y medio hacen una parodia de tantos elementos televisivos que prácticamente podrían dejarme sin trabajo.

PD: Si les gustó este video, no se pierdan… ¡Más videos de Les Luthiers!

Anuncios

Posted in otras críticas, supuestamente breve | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Leave a Comment »

La cama de aire RestForm™

Posted by xitoshi en septiembre 10, 2007

No sé cuanto cuesta un minuto en televisión.

Pero es obvio que depende bastante de la hora a la que lo anuncien.

Los anuncios de teletienda son clásicos de estas horas.

Y un clásico entre los clásicos, con varios años a la espalda, es este anuncio.

Lo tengo muy visto, sobre todo antes de ir a clase; a eso de las 7 y pico; y a veces también de noche.

Este anuncio es muy especial para mí, no sólo porque lleva años martirizándome; sino porque este anuncio en concreto (y la gran mayoría de los de la teletienda, para que engañarnos) es ¡2 veces el mismo anuncio!

Me explico: Después de hablar de las virtudes del producto, y mencionar la oferta habitual vuelven a repetir el anuncio desde el principio.

Y es especialmente martilleante a esas horas en las que el cerebro todavía no ha terminado de encender las luces y preparar el local.

PD: Este artículo no está muy preparado, pero este anuncio y yo tenemos una relación torturador-torturado muy extensa, y este es el resultado.

PPD: Próximamente, artículo sobre teletiendas; a ver si mejoro la racha.

Posted in made in estranjero, supuestamente breve, teletienda | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , | Leave a Comment »

Sobre los artículos para móviles

Posted by xitoshi en septiembre 10, 2007

Es de todos sabido que llevar un móvil a la última es guay tron.

Tal cual suena.

Sí, es cierto, yo tampoco acabo de entender del todo la frase; pero es lo que parecen transmitir los anuncios de artículos para móviles. Sí, esas chorradas tan útiles como pueden ser tonos, politonos, “sonotonos”, sonidos reales, música, vídeos, imágenes, juegos, fondos, temas que sirven para personalizar tu móvil, un cacharro cuya prestación menos importante es la de realizar y recibir llamadas estés donde estés. Para qué, si puedes usar tu móvil para almacenar las arriba mencionadas chorradas y así fardar de estar a la última y ligar.

Fardar de estar a la última y ligar son las dos razones más usadas en los anuncios, y es un tema interesante que no trataré en este artículo; pero la mera observación de que la mayoría de juegos que pretenden vender para tu móvil son reediciones de los videojuegos antediluvianos sugiere que te están vendiendo la moto de muy mala manera.

Por otro lado, lo más útil de todos esos artículos es, en mi opinión, que pueden ser borrados para aumentar la memoria del teléfono.

Como resulta obvio, este tipo de anuncios está dedicado a un sector de la sociedad bien definido: los adolescentes, y algunos adultos aburridos. Esto es especialmente patente en:

  • La edad/voz de los actores.
  • El vocabulario usado.
  • El horario en que son emitidos; en ocasiones antes de diversos programas populares.
  • El objeto que anuncian en sí mismo: canciones de reguetón (o como quiera que se escriba) o populares sin más, videojuegos e imágenes (porno, eróticas, pseudo amorosas o relacionadas con la maría son las categorías mas representativas).

Algo también interesante de comentar es la forma de comprar dichos artículos. La última moda son las altas. No sólo son más baratas que los tradicionales mensajes múltiples de 0 € (90 céntimos); sino que en algunos casos son hasta GRATIS. En este último caso, la sensación de que hay truco es sobrecojedora.

Repasemos el sistema… “Alta”… ¿De que le suena eso a un usuario de móvil? ¿A los contratos de varios meses indispensables para conseguir alguna promoción (y obvio sangrado mensual correspondiente)? ¿A las dificultades de darse de baja? ¿A la letra pequeña que pasa a velocidades fernandoalonsianas? ¿A diversas combinaciones de lo anterior? ¿A TODO a la vez?

Lo cierto es que no lo sé, no sé de nadie con el CI necesario para aceptar tan generosa oferta, y por tanto no conozco sus consecuencias; pero el día en que nos enteremos de cómo con un simple mensaje puedes conseguir toneladas de material inútil y que la empresa a su vez gane dinero (recordemos que en ocasiones resulta gratuíto) podremos emitir un juicio cierto acerca de si es una oferta que no podremos rechazar; o por el contario es algo poco recomendable.

PD: Si hay alguien que tenga una experiencia en este intrincado terreno, que por favor comente el artículo.

PPD: Yo tampoco me explico a que viene la anterior PD teniendo en cuenta que no tengo audiencia.

Posted in conjuntos largos de palabras, consumo gusto, móviles, triquiñuelas | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , | 1 Comment »

Supongamos que todos vemos televisión

Posted by xitoshi en septiembre 9, 2007

Definida como el opio del pueblo, caja tonta, y un largo y diverso etc; podríamos decir que la televisión nunca tuvo precisamente muchos amigos entre aquellos que se consideraban, consideran y se considerarán intelectuales.

Pese a todo, muchos de ellos también la ven.

Todo aquel que haya visto televisión sabe que de vez en cuando aparecen algunos molestos intermedios que nos interrumpen el visionado de “algo con suficiente hilo argumental/duración como para retener nuestra atención”, también conocidos como programas.

No podemos evitarlo, son algo intrínseco de la televisión. Es más; la posibilidad de la existencia de televisión gratuíta es increíblemente remota si no existiera la publicidad. Sin embargo, es mucha la gente que los odia, por varias razones.

Por ejemplo:

  • Interrumpen los arriba mencionados “progranas” (a falta de una palabra mejor).
  • Son repetitivos, MUY repetitivos.

Entre otras razones relacionadas con las dos anteriores, y muchas otras que no se me ocurren.

Pero a fuerza de tragar publicidad, un servidor aprende a soportarlos, haciendo las siguientes acciones: comentarlos, criticarlos y, en casos exagerados, reducirlos aún más al ridículo.

Una vez leído el anterior párrafo, el lector perspicaz sospecha (posiblemente la palabra “tema” define mejor el estado anímico del susodicho) lo que voy a decir a contiunación. Exacto. Este blog va a tratar, básicamente de esas paridas. Tal vez en alguna ocasión me extienda más sobre el tema de la publicidad en sí, y no sobre un anuncio en concreto, pero lo básico es lo primero.

Cierto es que no estudié ninguna carrera relacionada con la publicidad (directamente, no estudié ninguna carrera todavía), así que mis opiniones pueden tener tanta validez como las de un mono de feria o cierto presidente estadounidense equivalente; así que no se enfaden señores publicistas/empresarios; puesto que saben que, si lo hacen, entre otras cosas conseguiré publicidad. Puede que incluso consiga crédito entre la blogosfera a la que, tecnicamente, no pertenezco. Todavía.

PD: abierto las 24h; próximamente en sus pantallas.

Posted in conjuntos largos de palabras | Etiquetado: , , , , , , , , , , , , , | Leave a Comment »